El programa de IKEA.

Empecemos con lo más obvio: desde un punto de vista del márketing, la forma y presentación del programa económico de Podemos son una maravilla. Me encanta y lo digo en serio. A IKEA no creo que le haya hecho ninguna gracia y esta mañana Federico Jiménez Losantos ya estaba diciendo que iba a tirar las dos almohadas que tiene en casa y que hasta que no protesten por el plagio no les piensa comprar nada, pero la idea y la ejecución son brillantes. Os animo muy en serio a que le deis un vistazo aunque no sea más que por las fotos.

¡Si tan solo el contenido fuera tan bueno como el envoltorio..!

El programa me resulta, como es de esperar, a medio camino entre el ReinoCapture de Dios y Ningún Lugar(1) y el hecho de que esta gente tenga posibilidades de llegar a gobernar me resulta horripilante. El programa en si mismo no, en muchos aspectos tiene muchas cosas con las que estoy de acuerdo como puntos cardinales, como objetivos a los que aspirar. El problema es que esos objetivos no son alcanzables en cuatro años (ni en cuarenta) y mucho menos usando los medios que proponen en este programa, que creo que son contraproducentes para conseguir el objetivo deseado y se basan en datos y cálculos que harían enrojecer de vergüenza al Conde Draco.

Es de justicia decir, eso sí, que el hecho de que puedan llegar a gobernar me resulta muchísimo menos horripilante hoy que en 2014, cuando estaba pensando seriamente en emigrar. Y es que, desde sus inicios, Podemos se ha descafeinado a marchas forzadas, haciendo una Alfonso Guerra que no te menees. ¿Alguien se acuerda de que en el programa de 2014 llevaban la expropiación de las eléctricas? ¿La nacionalización de Telefónica? ¿La renta básica universal?(2) ¿El salario máximo? Aquellas barbaridades por las que fueron tan aplaudidos y jaleados ni están ni se las espera y eso, para mi, son buenas noticias. No son buenas noticias en si mismas, vamos, sigo pensando que si gobernaran mandarían el país a la mierda antes de darse por vencidos, como esa Syriza con la que tanto se identificaban antes y que ahora parece haber desaparecido de su cosmovisión(3); pero ahora al menos sería una mierda secfasga y añeja, no apestosa, fluida y recién puesta. Siguen dando miedo, pero dan muchísimo menos miedo que antes.

A menos que estén haciendo una Hitler, claro.

Pero a lo que vamos.

El programa es básicamente una reedición del de las generales de diciembre, lo cual no debería sorprendernos en lo más mínimo porque los de los otros partidos también lo son. Hay algunos cambios de calado, como el nuevo recorte al incremento del gasto (que pasa de 135.000 millones de euros en diciembre a “solo” 100.000 en junio) pero hay que bucear en la memoria económica para encontrarlos. Por cierto, lo de la memoria económica sigue siendo de risa, pero de risilla histérica de “oh, Dios, ¿dónde me meto?”. Resulta que con una subida generalizada (y brutal) de impuestos estos genios económicos esperan que la economía crezca al 3.5% anual. ¡Al 3.5! Vale, es una mejora respecto al disparate del 5% que calcularon en diciembre (el PIB no crece un 5% desde los tiempos de Aznar y cuando atábamos perros con longanizas en 2006 lo hacía al 4.2%) pero sigue siendo simplemente increíble, entre otras cosas porque el aumento de impuestos lo que hace es reducir el crecimiento del PIB y no aumentarlo(4). Sus previsiones de aumento de ingresos por aumento de la actividad económica no tienen base alguna, pero es que, además, incluso aunque se cumplieran ellos mismos reconocen que no habría dinero para pagarlo todo y que el déficit subiría hasta el 2.1% en 2019, el año en el que deberíamos llegar al equilibrio presupuestario según los acuerdos con Bruselas. ¿Entonces? ¿Qué planean? ¿Una salida del euro? ¿Un pulso a la griega? Porque ya sabemos como terminó aquello…

En fin, no quiero aburrir con las razones por las cuales no se puede ir a Venus en barco, entre otras cosas porque algunos de vosotros Captureya lo sabéis y otros sinceramente pensáis que eso lo pienso solo porque nadie lo ha conseguido nunca, así que voy a terminar mencionando el cambio que me llama más la atención: la inconcreción. El programa es mucho más general, mucho más parecido al de otros partidos que lo que es común en Podemos. En 2014 todo estaba lleno de promesas concretas, de actuaciones específicas; en 2016, aunque las hay también, son muchas menos. Supongo, aunque no puedo afirmarlo, que esto es porque la dirección de Podemos tiene que elegir entre tres males:

  1. Hacer promesas concretas con intención de cumplirlas. Eso les ata muchísimo las manos en términos de negociación postelectoral y, como saben que si quieren tocar cuero van a tener que ceder mucho y si quedan los segundos podrían llegar verdaderamente al gobierno, esto es mala idea.
  2. Hacer promesas concretas con la intención de incumplirlas si fuera necesario para llegar al poder. Esto es lo que haría el PSOE pero parece que no están dispuestos a ello, lo que les honra.
  3. Renunciar a los objetivos concretos y mesurables, al tan cacareado “contrato con la ciudadanía”, y hacer promesas lo suficientemente vagas como para que estén sujetas a interpretación. Esto no es precisamente ético, pero desde luego es muchísimo mejor que mentir descaradamente y a sabiendas.

Como la opción número tres les permite negociar sin perder la cara y es lo más astuto a largo plazo, siendo el partido que son y teniendo en cuenta que no tienen garantizada esa mesa de negociación… pues es la que han escogido. O eso creo yo. Chicos listos.

En resumen: reedición del programa de las anteriores generales con tijeretazos a las promesas concretas, a los gastos desaforados y a las justificaciones increíbles. En el buen camino pero con mucho por recorrer: si el programa de 2014 era Star Wars, el de 2015 es Independence Day y este es Contact: cada vez menos fantásticos y disparatados, probablemente por eso cada vez menos populares, cada vez más realistas… pero ciencia-ficción en cualquier caso.

Salud y evolución,

Arthegarn
(1) Utopía , de οὐ τόπος, “ningún lugar”
(2) Lo malo no es que llevaran una RBU en el programa, yo estoy convencido de que la RBU es una inevitabilidad histórica producto de la mecanización, la pregunta no es si vendrá o no sino cómo y cuándo. Lo malo es que la propuesta no tenía ni pies ni cabeza, con un cuando que era demasiado pronto y un cómo que, aunque en un primer momento fuera a repartir riqueza, a corto plazo la iba a destruir e iba a servir solo para repartir pobreza. Cito mucho a José Antonio hablando con gran sentido común en el discurso fundacional de la Falange sobre que la libertad no puede ser la panacea cuando el pueblo pasa hambre, pues lo mismo opino de la igualdad. Sacrificar el futuro por remedar el presente no es la solución. Los experimentos, con gaseosa.
(3) Empiezo a pensar que en Podemos está volviendo a hablar de Chávez y de Venezuela porque quedan en dirección contraria a Grecia. Insisto: chicos listos, como comunicadores no tienen precio.
(4) No me quiero poner demasiado técnico, pero en generar las medidas que favorecen la redistribución de la riqueza (como los impuestos, siempre que estén bien gestionados) desincentivan(luego van en contra) de la creación de riqueza y viceversa. Como al crecimiento del PIB le da lo mismo la justicia social porque mide la riqueza que se crea y no como se distribuye esos números son de risa. Salvo que crezcamos ahora pidiéndole prestado a nuestros hijos, claro, algo a lo que los gobiernos de izquierdas son aficionadísimos. Y ya estoy otra vez con lo de sacrificar el futuro y patapum y p’alante, pesadito que soy…

13 comentarios en “El programa de IKEA.”

  1. Yo me hago una pregunta
    … estos señores profesores universitarios, doctorados en sus materias y que suelen elegir a “pensadores”, premios Nobel de economía, etc para apoyar sus propuestas…. ¿tenemos que entender que son unos absolutos inútiles y no tienen ni idea de lo que dicen?¿les han regalado los títulos? ¿o que sencillamente quieren engañar a todo el mundo? … me cuesta entenderlo.

    Me gusta

    1. ¿Cuáles dices? ¿Los señores profesores universitarios, doctores que conforman Podemos y los premios Nóbel en los que se apoyan? ¿O los igualmente cualificados que componen todos los demás partidos grandes y los premios Nóbel en los que se apoyan? Porque, no te engañes, por cada Siglitz hay cinco Krugmans…

      El argumento de autoridad siempre ha sido una de las falacias más extendidas y, por tanto, de las más obvias y de las más tontas, sobre todo cuando se usa como contraargumento en un caso en el que la caitidad de autoridades que te puede citar la contraparte que respaldan su postura es tanhesaidso desproporcionada como en este caso.

      Gente lista y preparada hay en todos los partidos, en realidad eso no te interesa. lo que pasa es que partes de la base de que los de Podemos tienen razón y, cuando te encuentras con una crítica que no puedes discutir por ti misma, te remites a gente que sabe más que tú (y que yo) y que, como apoyan esas ideas, pues las ideas tienen que estar bien. Pues no. En primer lugar porque el debate no funciona así, un debate se tiene entre quienes están presentes, tú y yo, y cuando uno de los contertulios se queda sin argumentos tiene tres opciones: admitir que estaba equivocado y cambiar de opinión (cosa que yo hago mucho y de forma muy espectacular), posponer el debate hasta tener mejores argumentos (“Mira, no puedo discutir lo que dices pero sigo sin creérmelo, voy a informarme más y seguimos otro día”, otra cosa que yo hago bastante) o hacer cosas como recurrir al argumento de autoridad, lo que tiene la “virtud” de decirle al contertulio que deje de discutir con uno y discuta con alguien que no está presente, efectivamente terminando el debate y dando la impresión subjetiva de quien lo usa ha tenido la última palabra. No cuela, amigo mío. Esto no es debatir, es recurrir a la autoridad para presentar una inclinación emocional (algo que te gusta) como una decisión racional y aquí, en este blog, no cuela.

      Me gusta

      1. No es por nada pero Krugman también ha planteado ciertas de las lineas del programa de Podemos.

        Arthegarn hay que reconocer que te esfuerzas en ser justo a la hora de emitir juicios, algo que creo que compartimos, pero tienes una impronta “legal” que es muy problemática, el mundo legal carece de juicio lógico, por la tendencia a el empleo de la “jurisprudencia”, algo que invalida la mayoría de las decisiones, porque una respuesta es cierta en un momento, y puede ser falsa al siguiente, ya que el escenario cambia.

        Además es curioso como “salvajemente” descartas, por imposibles, ciertas cosas, mientras defendías, hace no tanto tiempo, la supuesta bonanza pepera de los últimos años que recientemente se ha revelado como falsa… seguro que eres tan buen “observador”?

        Me gusta

        1. A ver, no. Cuéntame qué líneas del programa de Podemos ha planteado Krugman, cuándo y sobre todo cómo. Porque a Krugman le puede pasar perfectamente bien lo que me pasa a mi: en términos de lo que hay que intentar conseguir hay muchas cosas que son muy válidas pero en términos de cómo, y de si esas medidas nos acercan o alejan a esos objetivos el programa es en su mayoría un desastre. No me vengas soltando generalidades al aire como “pues Krugman dice que ciertas cosas de Podemos molan”, ponme un link a la noticia en la que Krugman defiende a Podemos para que los pobres desinformados podamos dejar de serlo y analizar esa sorprendente noticia.

          Cuando dices que el mundo legal carece de juicio lógico demuestras tu absoluto desconocimiento del mundo del Derecho, por cierto. Si tengo tiempo amplío la respuesta. Y lo demás es obiter dicta y, además, falso.

          Me gusta

      2. Pero vamos a ver, ¿no me has leído? ¿O es que comentas in leer? ¡Estoy sobrado de argumentos! ¡El primero, que ellos mismos reconocen que lo que quieren hacer no se puede pagar, a pesar de una subida brutal de impuestos, y a pesar de afirmar que va a haber un aumento de ingresos basado en unas previsiones de crecimiento económico disparatadas, máxime en un contexto de desaceleración de la economía europea! ¡Es que Podemos mismo dice que no se puede pagar! ¡Ellos, no yo!

        Que no tengo argumento alguno dice. Caray…

        Y no me has contado lo de Krugman.

        Y, para que veas que yo sí pongo links a lo que digo: http://www.publico.es/…/imita-al-catalogo-ikea-programa… . De Público, y todo, en vez del de Espansión que lo explica mucho mejor, para que no te quejes: “Álvarez explicó que en Podemos quieren priorizar la creación de empleo sobre la reducción del déficit público. Álvarez propuso una senda de disminución del déficit a un ritmo de 0,75 puntos cada año, con lo que el objetivo de 2016 lo sitúan en el 4,3% del PIB, frente al 3,7% que recomienda la Comisión Europea para acabar en 2019 con un 2,1% del PIB. Algo factible, en opinión de Podemos, y que, además, es necesario, aunque Bruselas se resista: “Hay que abandonar la política de austeridad. Ha sido un error. Pero lo que en realidad nosotros proponemos es abrir debates”, dijo Álvarez. Otra cosa es que Bruselas tan siquiera escuchar.”

        Me gusta

      3. Uno de los artículos de sobre el tema de Krugman. Hay que reconocer que con su apoyo a Hillary le ha pasado un poco como a Jose Carlos Diez… pero ese es otro tema… y si me da tiempo te hago un resumen de las cifras que das, con los números de la legislatura de Rajoy y como nos va a costar 30 años pagar las ocurrencias de estos criminales.

        http://www.nytimes.com/…/krugman-liberty-equality…

        Me gusta

      4. Pero vamos a ver, macho, ¿dónde está Krugman apoyando a Podemos en este artículo? Lo que está diciendo es que la desigualdad extrema que existe en Estados unidos es ineficiente y que deberían tender al modelo europeo de Estado del Bienestar. Ese modelo europeo, que es el que hay en España, es el que Podemos quiere cambiar, no mantener. Hay una BRUTAL diferencia entre decirle a Rick Santorum que tiene que ser menos anarcoliberal, algo que pienso yo mismo, y apoyar a Podemos.

        Amos no me jodas.

        Me gusta

      5. Todo falso salvo algunas cosillas…

        España ES el país más desigual de Europa, no hay “estado del bienestar”… Rajoy a DUPLICADO la deuda pública, llevandola de un difícil 67%, de Zp, a más de un imposible 140% real, que es la “herencia” que alguien tendrá que coger por los cuernos. Y todo para pagar intereses en crecimiento exponencial para alimentar el nuevo negocio de la banca patria del Carry trade, dejando tirados a los españoles y haciendo el trilero con las cifras del paro para mantener las apariencias, ocultando perdidas de empresas públicas y privadas con toda la “creatividad” posible, e imposible…

        Krugman habla del HECHO de que una economía con desigualdad extrema es ineficiente, la economía española es la más ineficiente de Europa, ergo hay que equilibrar la desigualdad, que es lo que propone Podemos, estrategias de fondo a parte ante una contracción regional e internacional es otro tema en el que otro estamos trabajando.

        Me gusta

      6. A ver, por puntos.

        Independientemente de que la desigualdad DE RENTA en España sea alta, cosa que no niego porque es cierta, España no es el país más desigual de Europa. Según el Banco Mundial (http://datos.bancomundial.org/…/SI.POV.GINI/countries…), Grecia y Portugal están peor que nosotros. Pero esto es si consultamos el índice de renta, en términos de RIQUEZA, en cambio, la cosa cambia muchísimo y resulta que estamos entre los menos desiguales de Europa, fundamentalmente porque en España la gente suele ser dueña de su casa mientras que en Europa alquilan, así que hay que matizar muy bien contra qué queremos luchar.

        Pero, dejando el detalle, Krugman está hablando a los Estados Unidos que tiene un índice de 41.1, 5.2 puntos más que España. La diferencia que hay entre la desigualdad que hay entre Estados unidos y España es casi la que hay entre España y Alemania, cuando Krugman habla de desigualdad extrema está pensando en índices del 41, no del 36. Así que aunque España sea uno de los países más desiguales de Europa sigue representando el modelo del que habla Krugman. Pero es que además hay una diferencia entre reducir la desigualdad extrema y lo que propone Podemos, que es más bien lo que se sacude Krugman en tu artículo al decir que “nobody is proposing that we try to be Cuba”.

        En cualquier caso, opinar que la desigualdad extrema es un problema que hay que resolver NO ES apoyar a Podemos, ni las cosas que dice Podemos. O, al menos, no lo es más que apoyar al PP y las cosas que dice el PP, que también lleva en su programa medidas para luchar contra la desigualdad (página ). No importa cómo nos lo queráis vender, Podemos no tiene el monopolio de la lucha contra la desigualdad – ni el de muchísimas otras cosas.

        Luego sigo.

        Me gusta

      7. Bonito debate. Una pregunta, ya que no he tenido tiempo de leerme el programa economico aun: cambia mucho respecto al 20D? Lo digo para mirarlo o participar directo.
        En cualquier caso Arthegarn, hay un detalle que si te voy a corregir: Podemos lo plantea todo a nivel proporcional, no absoluto. Si plantean que es la economia mas desigual, y queremos plantear que eso sea correcto, este planteamiento debe hacerse desde un punto de vista proporcional al resto de miembros de la UE, no en forma absoluta, que es como lo planteas. Claro que portugal y grecia estan peor, e irlanda ahi ahi andara, pero el peso especifico de españa es algo mas grande y eso debe ser tenido en cuenta.

        Me gusta

  2. Buen post, Arth. 🙂 En realidad, a mí me parece muy triste que la gente no se esté dando cuenta de ese paso de lo concreto a lo borroso, porque significa que en realidad no se daban cuenta del alcance de lo que se proponía. Es decir, Podemos puede estar generalizando, pero la gente ya generalizaba antes, veía el bulto, no el detalle. Igual que ahora con las previsiones imposibles sobre crecimiento: ven el bulto, no el detalle.

    Yo he oído decir a un representante de Podemos (no recuerdo cual) algo así como “y vamos a dejar el paro en el 11%”. Y yo me preguntaba que por qué es tan tacaño, que lo deje en el 9 o en el 7, que también son impares. Pues eso, que aunque des propuestas concretas, la gente no las ve como tales sino que mezcla y suma todo en una bola gorda.

    Le gusta a 1 persona

Contesta aquí

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s