Un apunte sobre este blog.

En tres palabras: tiene quince años.

Aun estoy terminando de migrar todo lo que tengo en mi antiguo LiveJournal pero el hecho es que este blog empezó en 2003. El mundo ha cambiado mucho desde entonces y yo, que no soy tonto, he cambiado con él y más. Me resulta fascinante hoy en día leer artículos o incluso series de artículos hace años como La Sopa Boba, arículos que si escribiera hoy día expondrían una postura más matizada, corregida, totalmente distinta o que quizá incluso no habrían sido publicados. Me es muy divertido y gratificante ver como he cambiado, me gusta pensar que crecido, en todos estos años y reírme a veces de meteduras de pata tan sonadas como mis predicciones de El Gran Quadre. Pero lo importante es precisamente esto, que he cambiado.

1928728_1083300515431_7787_n
He cambiado en estos quince años, se lo juro, agente.

Hay gente que llega a este blog sin conocerme o precisamente intentando conocerme y a ella es a quien dirijo esta entrada. Si lees un artículo que no está en la portada, al que llegas por una búsqueda en Google o por un “¿Desea saber más?” de etiquetas o artículos sugeridos… mira la fecha de publicación porque a lo mejor lo que leas no representa mim opinión actual sobre el tema. La evolución consiste en cambiar para mejorar y yo he cambiado mucho en quince años, creo que para mejor. No en muchos aspectos, desde luego, mis valores nucleares siguen siendo los mismos, pero sí que he adquirido más información que me ha hecho ver el mundo de otra manera, más ajustada a la realidad, y mi opinión ha cambiado con mi punto de vista. Como tiene que ser. Nunca seré un revolucionario pero estoy mucho menos apegado al pasado de lo que muchos de mos conocidos creen y cuanto más crezco menos lo estoy.

¿Qué hacer en este caso? Pues si te interesa saberlo deja un comentario en la entrada preguntando si sigo pensando lo mismo y te lo diré o, en su caso, escribiré un nuevo artículo actualizando mi postura. La única excepción son los artículos de “Mi Fe“, esos no puedo actualizarlos en su mayoría hasta que encuentre algo que he perdido en el hipotético caso de que lo encuentre alguna vez y por Spock que me gustaría. Hasta entonces están cristalizados porque simplemente no puedo mirar esa parte de mi mismo a ver si ha cambiado. Una pena, pero…

Y, nada, Gracias por leerme,

Arthegarn

 

Contesta aquí

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s